Barcelona

Barcelona

sábado, 5 de abril de 2014

Geografía que no cambia


"Las ciudades, río, río Duero, son accidentales y cambiantes. Ya lo ves: esta misma Soria, que he ido barajando en mi quincenario, también es cambiante, porque está matando, o quizá el gerundio adecuado sea ´superando´ sus antiguos y honrados hábitos. Es la geografía la que no cambia. Las sierras son las mismas, y el mismo eres tú, río Duero. Duero-Dios, el mismo que eras cuando la rota de Numancia, cuando la pelea de Gormaz y cuando mi madre mocita. El río de todos los siglos, de los pasados y de los porvenir. Siempre con tus barbas de invierno, apoyando en tu jarra celtibérica con decoraciones de peces y de toros, Duero viejo, Duero fuerte, Duero amigo."

(Juan Antonio Gaya Nuño, El santero de San Saturio, 1953)

Juan Antonio Gaya Nuño (Tardelcuende, 1913- Madrid, 1976) fue escritor, historiador y crítico de arte. El santero de San Saturio es una novela que cuenta el día a día de un intelectual que vuelve a la ciudad que conoció de niño aprovechando que la prensa local anuncia la plaza vacante de santero de la ermita de San Saturio, mirador privilegiado de la ciudad de Soria, a la que describe en su cotidianeidad con un falso aire costumbrista que esconde una importante carga crítica.


1 comentario:

  1. De verdad que en Madrid no echo de menos el mar. Pero un río como es debido si. Aunque no fuera tan inspirador como el Duero.

    ResponderEliminar