Cielo

Cielo

jueves, 25 de mayo de 2017

Plaza Herradores



La plaza Ramón Benito Aceña de Soria se conoce popularmente como Plaza Herradores. No te puedes venir de Soria sin tapear en uno, dos o tres de los bares que tienen vistas a este conocido lugar. Aquí desemboca la calle Numancia y termina El Collado. Más sorianidad, imposible. Esta es la lista que te tienes que llevar apuntada: Iruña Plaza (gambas con gabardina), Apolonia (calamares a la romana), Feli´s (torreznos), Capote (queso de Oncala), Olé (cazuelita de bonito con tomate) y Latino (huevos rotos). También están el Herradores (ahora especializado en bocadillos) y el Plaza. 

Ramón Benito Aceña (Valdeavellano de Tera, Soria, 1830- Madrid, 1916) fue un diputado y senador provincial. Por iniciativa suya se construyó en el cerro de Numancia un monolito que recuerda el lugar donde estuvo la ciudad celtíbera y que inauguró el rey Alfonso XIII en 1905. También llevó adelante la idea de crear un museo que recuerde la historia de la ciudad perdida y, finalmente, encontrada para la historia. El Museo Numantino de Soria se inauguró tres años después de su muerte por el mismo rey. Fue condiscípulo y amigo de Cánovas del Castillo.

martes, 23 de mayo de 2017

Plaza de Mariano Granados


Mariano Granados Campos (Lugo, 1866 -Soria, 1914) fue presidente del Casino de Numancia de Soria, director de dos periódicos y publicó libros como "Al amor de la lumbre" o "Bocetos a pluma: colección de semblanza de sorianos". Fundó la Caja de Ahorros y Préstamos de la Provincia de Soria y escribió la letra de la jota para piano llamada "¡Viva Soria!".Su hijo, Mariano Granados Aguirre, fue republicano exiliado a México, desempeñó importantes tareas judiciales y también fue escritor.

Al primer Mariano Granados está dedicada la plaza peatonal de Soria que vemos en la foto y, ya dentro del parque, una estatua. A la derecha de la imagen queda oculto uno de los templos de la gastronomía de la ciudad: Mantequerías York, haciendo felices a sorianos y forasteros desde 1957, negocio creado por Victorino Martínez Fernández.

"¡Oh Fiestas de San Juan!, las de las cuadrillas y los jurados, las de los agés y los cuatros, las de las calderas cubiertas de flores y las animadas bailas, yo las bendigo porque despiertan en mí dulcísimos recuerdos y me hacen gritar, animado de la alegría que respiran, ¡aún hay patria!, con todos los entusiasmos de la juventud."
(Mariano Granados, El Noticiero de Soria, 1892).

jueves, 18 de mayo de 2017

Convento del Carmen


El Convento del Carmen de Soria fue fundado por Santa Teresa en persona en el año 1581, aprovechando el palacio que cedió a las monjas doña Beatriz de Beaumont, viuda de don Juan Alonso de Vinuesa, importante ganadero de la época. El palacio del s.XVI tenía elementos platerescos, pero con la reforma del s.XVII se le dio un aire más herreriano, con el diseño de tres arcos de entrada y, encima, un doselete con la imagen de la Virgen y el Niño Jesús en brazos. Al lado del convento se encuentra la iglesia, construída en el s.XVI y que ocupa el solar de la antigua iglesia de Ntra.Sra. de las Cinco Villas, una de las 35 parrroquías del censo de 1270 de Alfonso X.

Entre las ilustres monjas que habitaron el convento se encuentra sor Francisca del Santísimo Sacramento, nacida Francisca de Vinuesa (1561-1629). De su vida y milagros se sabe que tuvo visiones del infierno y apariciones de la Virgen, hechos que publicó en 1661 Juan de Palafox y Mendoza (Obispo de Osma) en el libro "Luz para los vivos y escarmiento a los muertos". La priora del convento (llamado por entonces de la Santísima Trinidad) la llevó con ella a Pamplona para fundar otro.

miércoles, 17 de mayo de 2017

La Casa del Guarda


La Casa del Guarda es un restaurante que se encuentra en el Monte Valonsadero, a 7 km. de Soria y donde lo típico es ir hasta allí para comerse un porrón de cerveza acompañado de unos torreznos o de un completo, que resulta ser un huevo frito con chorizo, lomo a la brasa y patatas fritas. Las chueletas de cordero, las costillas de cerdo y los escabechados de codorniz o pollo son otras de las especialidades de la casa. Además de las natillas en el postre. El Monte (que es público) son 2793 hectáreas de praderas, vegas y árboles (sobre todo robles y quejigos). Aquí se celebran dos de los días más importantes de las Fiestas de San Juan: la Compra y la Saca. Desde la época de Alfonso VIII es un lugar de esparcimiento para todos los sorianos.

En el año 1951 se descubrieron un conjunto de pinturas rupestres al abrigo de unas rocas que datan de hace 3000-2000 años antes de Cristo y que son dibujos esquemáticos de animales, plantas o personas. El deporte y la contemplación de la naturaleza ocupan la mayor parte del tiempo de sus visitantes. Actualmente el ganado vacuno aprovecha los pastos del monte.

jueves, 27 de abril de 2017

Charlotte Lachapelle


Espontaneidad y sencillez es la base formal sobre la que se asientan las pinturas naïf: habitaciones, calles, parques, tiendas, plazoletas, bares, bosques, ríos, campos de cultivo, prados, vegetación frondosa, animales amables, circos, teatros, cafetines, parques de atracciones y trabajadores realizando sus labores cotidianas. Esta visión idílica de París (foto) es obra de Charlotte Lachapelle. Nacida en Souillac, departamento de Lot (Francia) en 1955, es miembro fundador del grupo "Primitifs modernes dits naïfs". Para ella la pintura es ante todo un placer (los contrastes de los colores, los gestos de los personajes y la composición con objetos poco habituales). Piensa que la pintura tiene que arrastrar al espectador al mágico mundo de los recuerdos, un mundo "entre paréntesis", idealizado, nostálgico y tierno.

Museos de Canadá, Bélgica y Francia tienen cuadros de Charlotte. Es la ganadora del Premio Éboli 2010 en Madrid, al cuadro extranjero más votado.

Precisamente en la Galería Éboli pueden disfrutarse dos cuadros de ella y de otros pintores en la Exposición de Arte Naïf Europeo que se celebra hasta el próximo 12 de mayo de 2017. El mundo de lo bucólico con algún que otro toque insólito, se muestra en la temática de este estilo de pintura.

jueves, 20 de abril de 2017

Aimo Katajainen


Aimo nació en 1948 en Valkeala (Finlandia) y allí pasó su infancia. Todas esas imágenes y sensaciones de la niñez han quedado plasmadas en sus delicados cuadros. Interesado por el arte naïf, fue aprendiendo las técnicas de manera autodidacta. Ha realizado exposiciones en la Bretaña francesa, en Miami, en Dinamarca, Italia, Polonia, Israel y Turquía. Ha sido comisario de exposiciones en su tierra, en Kouvola (donde se trasladó a vivir en 1964 y, ahora, tiene obras en su museo de arte). Estudió Económicas y trabajó como asistente social en hospitales para ayuda a dependencias. Los paisajes nevados de sus cuadros (y sus personajes) tienen una graciosa sutileza.

Su cuadro "Otoño" (foto) y otro más, pueden admirarse en la Exposición de Arte Naïf Europeo que la Galería Éboli de Madrid (Plaza Ramales s/n) tiene abierta hasta el 12 de mayo de 2017.

lunes, 27 de marzo de 2017

Postigo de Santa Clara


Este tramo de la muralla de Soria que todavía queda en pie, pertenece a lo que sería la tapia del antiguo convento de Santa Clara, luego cuartel militar y ahora parque público. Muy cerca de aquí estuvo el llamado Postigo de Santa Clara o Puerta Nueva, que era una de las 7 entradas que tenía la ciudad medieval (las otras 6 serían: Nájera, Puente, Valobos, Rabanera, Postigo y Rosario). No quedan restos pero sí alguna pista de dónde estuvieron las puertas. Parece ser que la Puerta Nueva estaba en la parte alta de la actual calle Alberca, y se construyó en la segunda mitad del s.XVI aprovechando un portillo denominado Santa Clara. El convento de las clarisas fue fundado en 1224 y allí estuvieron las monjas hasta que fueron desocupadas en 1834.

Construída para frenar los ataques de Sancho VII el Fuerte de Navarra (finales del s.XII), la muralla de Soria quedaría concluída a principios del s.XIII, con un perímetro de 4.100 metros que encerraban 100 hectáreas de caserío, fincas de cultivo y pastizales.

domingo, 26 de marzo de 2017

Palacio de los Marqueses de Alcántara


El Palacio de los Marqueses de Alcántara de Soria se terminó de construir en el año 1704 y tiene influencias de la arquitectura barroca madrileña del s.XVII (la torre esquinada con pizarra en el tejado). Perteneció a una de las familias nobiliarias que se enriquecieron con la mesta y que procedían de Velamazán. El escudo con las armas familiares preside la puerta, que está enmarcada con almohadillado y pilastras. Tiene dos pisos, con grandes ventanales en la planta baja y balcones en la parte superior. Junto a él estaba situada una de las 7 puertas que tenía la muralla medieval de Soria, la de Rabanera, la última en ser derribada en el año 1887 (parece ser que porque no cabían los carros). Huellas de la base de la puerta pueden apreciarse en la parte inferior de la torre. En el interior hay un patio muy transformado, como casi todo el inmueble. A mediados del s.XX funcionó en los bajos el famoso Bar España.

Parece ser que éste es el palacio en el que Bécquer se inspiró para su leyenda El rayo de luna (donde se asomaba por una ventana la mujer que perseguía). Está situado frente a la Plaza del Olivo, en la calle Caballeros (esquina Alberca).

martes, 21 de marzo de 2017

Per-Olof Olsson


El pintor naïf sueco Per-Olof Olsson nació en 1949 y su educación artística es autodidacta. El ambiente de sus cuadros son plazoletas de pequeñas ciudades suecas que se hubiesen congelado en el tiempo de los años 60 del s.XX, con sus pastelerías, floristerías, cafés y tiendas de comestibles. Dado que él proviene de familia pastelera, esta temática casi siempre es detallada en sus cuadros, como también la música (él ha formado parte de un grupo de coral de tenores). Olsson tiene su estudio en la ciudad de Helsingborg. La relación con la gente del puerto y los marineros le inspiran también ideas.

El cuadro que vemos se titula "¿Qué haces esta noche?" y acompañado de otro, puede contemplarse en la Exposición de Arte Naïf Europeo que se celebra en la Galería Éboli de Madrid (Plaza Ramales s/n) hasta el próximo 12 de mayo de 2017.

lunes, 13 de marzo de 2017

Thérese Coustry


Thérese Coustry nació en 1950 en Casteau (Bélgica) e inspirada por el arte, la música y la naturaleza, llena los cuadros que pinta de toda la poesía posible. Gentes que trabajan en el campo, charlan y son felices, protagonizan sus lienzos, en los que los colores y los detalles cubren cada rincón de la tela. Ilustradora de libros y calendarios, Thérese expone desde 1973 en Europa, Japón y Estados Unidos. La mirada hacia los cuadros naïf ha de ser la de los niños: bondad, ternura, simpatía e ingenuidad. En la foto, su obra Chez Hortensia.

Dos cuadros de ella y de otros 49 pintores más, pueden admirarse en la Exposición de Arte Naïf Europeo que se mantendrá abierta hasta el 12 de Mayo de 2017 en la Galería Éboli, Plaza Ramales s/n, Madrid.

lunes, 6 de marzo de 2017

Sylvie Marcel


Dice Sylvie que todos sus cuadros parecen historias que comenzasen con "érase una vez..." Personajes, colores, perspectiva, composición y argumento componen cada trozo de su obra, a la manera de un cuento mágico y feliz, como todo artista naïf debe mostrar. Nacida en Marsella (Francia) en 1960, estudió en Lyon y posteriormente se trasladó a vivir al sur. Dibujaba desde pequeña, es autodidacta y a raíz de exponer sus obras en 1985, empezó a notar la calurosa acogida de público y crítica. En el año 2010 es elegida artista revelación en el Festival de Arte Naïf de Verneuil-sur-Avre (Francia). En 2012 obtuvo el Premio Éboli a la artista extranjera más votada. Serenidad y poesía impregnan los detalles de sus pinturas. En la imagen, Tiempo de lavanda.

50 pintores de 14 países europeos (y China como país invitado), mostrarán sus cuadros en la Exposición de Arte Naïf Europeo que estará abierta desde el 10 de Marzo hasta el 12 de Mayo de 2017 en la Galería Éboli de Madrid (Plaza Ramales s/n). Lógicamente, habrá dos cuadros de Sylvie Marcel.

martes, 21 de febrero de 2017

Casa del Común


El Estado Llano de Hombres Buenos de la Ciudad de Soria se reunían en la Casa del Común desde el s.XVI, en este edificio frente a la Casa de los Doce Linajes. Desde el s.XVIII la política municipal sufre reformas y también el inmueble que nos ocupa: ha sido Casa del Peso (que acordaba las medidas de las balanzas), cuartel de la Policía, sede de los Bomberos, Casa de la Cultura, local de ensayo de la Banda Municipal de Música y, actualmente, sede del Archivo Municipal (donde está el Fuero Real otorgado por Alfonso X en 1256). Está construída en silleria y originariamente tenía dos pisos, siendo el tercero añadido en el s.XX. Una placa conmemorando los 75 años de la muerte de Antonio Machado rinde homenaje al poeta, que se casó en la cercana iglesia de La Mayor.

Desde la Edad Media hasta el siglo XIX, el Común (junto con los Doce Linajes y el Concejo) se encargaban de administrar leyes en la ciudad y velar por el orden. La ciudad se organizaba en 12 cuadrillas o barrios (aunque en algún siglo hubo más), que es el número que rige en las actuales Fiestas de San Juan, cuando el pueblo manda en las calles. Por el Arco del Cuerno se llega a la calle Zapatería.

jueves, 9 de febrero de 2017

Taberna Antonio Sánchez


La Taberna de Antonio Sánchez (Mesón de Paredes, 13) fue fundada en 1830 por el picador de toros Colita. Con el paso de los años se ha convertido en la taberna sin reformar más antigua de Madrid. Es en el año 1884 cuando la compra Antonio Sánchez Ruiz, natural de Valdepeñas y padre del torero Antonio Sánchez (que es a quien está dedicada). Antonio Sánchez tomó la alternativa en 1922 con el toro Fogonero (cuya cabeza está colgada en el local) y, siete años después, se retira a causa de las heridas provocadas por el quehacer de su oficio. Es entonces cuando se hace pintor y traba amistad con Ignacio Zuloaga, que hizo de la taberna su segunda casa donde realizó tertulias y exposiciones. El mobiliario, la barra tallada en madera, los espejos y las lámparas son originales de la época. Lola, la hermana de Antonio, llevó el local hasta que se jubiló en 1979. En la novela "Historia de una taberna" (1945) de Antonio Díaz-Cañabate, se habla de esta tasca.

Las especialidades de la casa son: el rabo de toro, el cocido madrileño, la olla gitana, los callos a la madrileña, los caracoles y las torrijas. Al fondo de la taberna se encuentra un salón muy bien acondicionado para restaurante: allí probamos unas deliciosas tortitas de camarones, unas berenjenas con miel de caña y unas exquisitas croquetas de bacalao. Antonio Sánchez es conocida en Madrid como la taberna de los tres siglos. Una cena para cuatro con cuatro entrantes, cuatro principales, postre y botella de Rioja crianza sale a 30,50 euros por persona.

lunes, 6 de febrero de 2017

Biblioteca Joanina


La Biblioteca de la Universidad de Coimbra (Portugal) fue eregida por Juan V en el s.XVIII. Está situada en el patio de la Facultad de Derecho y es de estilo rococó. En su interior hay tres salas con pinturas en los techos, para lo que se contrató a Antonio Simoes Ribeiro y a Vicente Nunes. Recurrieron a la llamada pintura ilusionista para crear un efecto óptico. El primer techo, nada más entrar, muestra la temática de la Biblioteca y en las molduras aparecen cuatro figuras femeninas que se identifican con los cuatro grandes continentes. En el segundo techo se representa el tema de la Universidad y se hace alusión al honor, la virtud, la fortuna y la fama, estando representados en medallones los sabios latinos Ovidio, Virgilio, Séneca y Cícero. En el techo de la tercera sala se hace referencia a la Enciclopedia y en las molduras están los conocimientos y los artes y las ciencias. Al fondo, el retrato del rey que la mandó construir, pintura atribuída a Giorgio Domenico Duprá. Escaleras y balcones facilitan el acceso a las estanterías de madera dorada y policromada, donde están los libros (unos sesenta mil).

La puerta, enmarcada por columnas jónicas, tiene la siguiente leyenda en latín: "Este es el emplazamiento que la Augusta Coimbra dio a los libros, para que la biblioteca le corone la frente". Posiblemente la energía y la vibración silenciosa de estas salas (prohibido fotos) fuesen los ingredientes de la emoción que aún hoy, ocupa orgullosa nuestra mente y nuestros recuerdos de este viaje al centro de Portugal.

jueves, 2 de febrero de 2017

Salinas de Aveiro


Zanjas, canales, estanques y lagunas forman el paisaje de las salinas de Aveiro (Portugal). Desde tiempos inmemoriables, en la ría se ha explotado la sal. En el s.XV había 500 explotaciones y aunque hoy día la actividad ha decaído, se sigue manteniendo un espacio para su realización. Los paisajes y el patrimonio están asegurados en el futuro gracias a la voluntad de conservación. Por una entrada de 4 euros hicimos una visita guiada a las salinas "Grá Caravela" y "Peijota". Nos explicaron el proceso de circulación de las aguas y la formación de la sal, el trabajo del "marnoto" y la "salineira", nos enseñaron la fauna (gaviotas) y la flora (salicornia). Tienen aquí también un espacio para el baño (por un 1 euro te ofrecen servicio de vestuario y ducha después de disfrutar de un agradable relax con barro y agua salada). Por supuesto compramos un paquete de sal fabricado en Gafanha de Nazaré (municipio de al lado).

Este escenario se encontraba en el canal de Pirámides, a tan solo un cuarto de hora caminando desde el centro de Aveiro.

miércoles, 1 de febrero de 2017

Museo Nacional Machado de Castro


En el subsuelo de la ciudad de Coimbra (Portugal) todavía hay huellas de la ciudad romana de Aeminium. Donde hoy está el Museo Nacional Machado de Castro estuvo el foro y puedes visitar el criptopórtico romano (foto), una serie de galerías abovedadas distribuídas en dos pisos y conectadas por aberturas a la manera de un laberinto. En el museo hay colecciones medievales de orfebrería y escultura, pintura al temple, imagenería barroca, azulejos con explicaciones de astronomía o matemáticas provenientes de colegios de la Compañía de Jesús. Un caballero medieval del Maestro Pero (s.XIV) y una Última Cena en terracota de Hodart (un encargo de 1534 para el Monasterio de la Santa Cruz de Coimbra) fueron piezas que nos sorprendieron. El museo abrió sus puertas en 1913 y está ubicado en el antiguo Palacio Episcopal.

Joaquim Machado de Castro fue un escultor y pedagogo nacido en Coimbra que fue nombrado escultor de la Corte en el año 1782. Una estatua ecuestre suya de Jose I preside la plaza del Comercio en Lisboa.

martes, 31 de enero de 2017

Judería de Guarda


Cerca de la llamada Puerta de El Rey (una de las entradas de la antigua muralla medieval), se encuentra la Judería de Guarda (Portugal). La presencia de los judíos aquí está documentada desde el s.XIII y llegó a ser una de las más importantes de la comarca de Beira Interior. Se ha localizado en los alrededores de la actual parroquia de San Vicente (en el interior del recinto amurallado, una iglesia barroca que corresponde a una obra del s.XVIII y que tiene en su interior paneles de azulejos historiados con temas como la Anunciación, la Adoración de los Magos o la Huída a Egipto). El edificio de la foto se encuentra en la calle Amparo y correspondería a un local de le época. Sastres, zapateros, curtidores, herreros, tejedores, peluqueros, físicos, cirujanos, orfebres y carpinteros tenían sus talleres y consultas a lo largo de estas calles. La casa típica tenía dos puertas: la más ancha daba acceso a la tienda y la más estrecha, a la vivienda (en el piso de arriba). Multitud de marcas cruciformes se pueden observar en las piedras de las fachadas.

Los judíos de Portugal fueron expulsados por el rey Manuel I en los años 1496-97.

jueves, 26 de enero de 2017

Museo Grao Vasco


Vasco Fernandes (1475-1520), conocido como Grao Vasco, fue uno de los pintores más importantes de la historia de Portugal. Comenzó trabajando en la catedral de su ciudad, Viseu -concretamente es el creador de su retablo-, posteriormente realizaría el de la catedral de Lamego. También es el autor de un magnífico Pentecostés que se encuentra en la sacristía del monasterio de Santa Cruz en Coimbra. Su estilo es una transición entre el periodo manuelino y el del renacimiento, con interesantes influencias de la pintura flamenca.

En el Adro da Sé, una enorme plaza que enmarca la catedral de Viseu, se encuentra el museo que lleva su nombre y en el que se pueden observas sus obras y, también, la de otros pintores de su época. Son muy interesantes su imagen de San Pedro y de la Adoración de los Reyes Magos (donde aparece un indio por primera vez en una cuadro). El museo se fundó en 1916 en el llamado Palacio de los Tres Escalones (Palacio Episcopal de granito iniciado en 1593). Escultura religiosa de los siglos XVI a XVIII, mobiliario y objetos decorativos, retratos de José de Almeida Furtado (la baronesa Eugenia Cándida con bigote) y pintura naturalista y modernista portuguesa de los s.XIX y XX completan este interesante lugar.

jueves, 19 de enero de 2017

Museo de Aveiro


El Museo de Aveiro (Portugal) se encuentra ubicado en el llamado Convento de Jesús, fundado en 1458 como un modesto lugar de clausura pero que, con la llegada de la princesa Doña Juana, hija de Alfonso V, se convertiría en un sitio privilegiado que albergaría, siglo tras siglo, numerosas piezas de arte hasta llegar a ser el museo que hoy día es (creado en 1911). Cuenta con una hermosa capilla decorada en talla dorada y azulejos y, en una sala independiente pero comunicada visualmente con la iglesia, está el túmulo barroco de Santa Joana (1452-1490), un diseño en mármoles de distintos colores de Manuel Antunes, del s.XVIII. Hay un bello claustro del s.XV-XVI , un refectorio con las paredes de azulejos y dos coros, el bajo y el alto, desde donde las religiosas asistían a las misas.

Diferentes salas exponen arte barroco portugués de los s.XVII y XVIII, entre cuyas obras destaca el Retrato da princesa santa, atribuído a Nuno Gonçalves (pintor de la corte). Pintura, escultura, orfebrería y objetos de ornamentación completan este lugar especial. El museo se encuentra situado al lado de la catedral de Aveiro.

Juana de Portugal fue regente cuando su padre y su hermano, el príncipe Juan, partieron para la guerra de África. A su regreso, y como muestra de agradecimiento por la labor realizada, el rey Alfonso le concedió a regañadientes su deseo más preciado: ingresar en un convento. Por motivos de salud y por estar en contra de la voluntad de su padre, no pudo jurar los votos de la regla de las dominicas, pero toda su vida vivió con su particular promesa de humildad y compasión hacia las personas que sufrían. La iglesia católica la hizo santa y hoy es la patrona de Aveiro.

jueves, 12 de enero de 2017

Sinagoga de Tomar


La Sinagoga de Tomar es uno de los raros templos judíos medievales que quedan en Portugal. Tiene su origen en el s.XV y su entrada es una sencilla puerta que no permite adivinar lo que te encuentras al traspasarla. Su arquitectura interior es simple y con influencias orientales: planta casi cuadrangular con bóvedas de aristas, asentadas en cuatro columnas (que hacen alusión a las cuatro matriarcas de Israel) con capiteles decorados con motivos vegetales y geométricos. En las paredes hay doce repisas (que representan las doce tribus de Israel). En cada esquina superior hay dos orificios (bocas de vasijas de barro colocadas dentro de las paredes, invertidas) que tienen la misión de mejorar la acústica del local. Además de templo religioso, este lugar fue escuela, asamblea y tribunal de la comunidad judía de Tomar. Se cerró en 1496, fecha del edicto de la expulsión de los judíos, y se convirtió en pajar, ermita y almacén.

Hoy es la sede del Museo Luso-Hebraico Abraham Zacuto, donde se muestran diferentes objetos religiosos y de la vida social judía. Zacuto (1450-1515), nacido en Salamanca y fallecido en Damasco, fue astrónomo, matemático, médico y rabino. Sirvió en la corte de Juan II e inventó el astrolabio de los navegantes. Escribió una historia del pueblo judío (Libro de las Genealogías). En el año 1923 Samuel Schwarz, un judío polaco ingeniero de minas, adquirió el edificio, que se encontraba en ruinas, y la donó unos años después al estado portugués. La señora que tenía abierta la sinagoga era una voluntaria que nos explicó amablemente lo que allí había (incluyendo la parte posterior de la puerta original de entrada).

lunes, 9 de enero de 2017

Museo Cargaleiro


El Museo Cargaleiro se encuentra en Castelo Branco (Portugal) y consta de dos edificios independientes en el llamado Solar dos Cavaleiros: una casa solariega del s.XVIII y una construcción contemporánea de tres pisos inaugurada en 2011. Nacido en 1927 en Vila Velha de Ródao, muy cerca de Castelo Branco, Manuel Cargaleiro es uno de los pintores y ceramistas más reconocidos actualmente de todo Portugal. Empezó modelando barro, pasó a crear cerámica moderna y escultura, tuvo una etapa muy interesante como pintor y también tiene un periodo de diseñador de tapices. Su obra puede contemplarse, por ejemplo, en los azulejos de estaciones de metro de Lisboa (Colégio Militar/Luz) y París (Champs Elysées/Clémenceau).

En el museo también se exponen obras de otros artistas que, de alguna manera, influyeron en su manera de crear (Picasso, Nadir Afonso, Sonia Delaunay).

lunes, 2 de enero de 2017

Bodegas Alfaro


En Ave María, 10 (esquina Olmo, en el corazón de Lavapiés) ya existía en 1909 un despacho de venta de vinos que fue adquirido por Manuel Alfaro Lería a Manuel Nieto en 1929 para crear una de sus famosas bodegas que con el tiempo y con la colaboración de otros familiares llegarían a ser 9 en todo Madrid. Manuel Alfaro había llegado en 1918 a Madrid para trabajar en una taberna desde el pueblo soriano de Villar de Maya (de las Tierras Altas, al norte de la provincia). El paso del tiempo ha dejado en el lugar un poso muy simpático de lugar castizo y campechano, en plan cañas y flamenco.

Detrás de la barra, entrando por un lateral, hay un entrañable salón interior que es lo que más nos gustó porque estuvimos muy tranquilos y se veía el rincón de preparar las raciones através de una cortinilla. La caña doble cuesta 2,70 (no pusieron tapa). Tienen encurtidos, platos de embutidos y conservas, fundamentalmente, además de vermú Miró y cerveza Mahou. Hay una atmósfera mágica en el local, de vez en cuando llegaban notas de música que sugerían un espacio de particular tablao.